Cosas de Jorge

miércoles, 23 de septiembre de 2015

Pez espada en cazuelita de barro



Aunque intento controlarme, cuando paso por los congeladores de los supermercados, al ver el otro día una bolsa con rodajas de pez espada no me pude contener, pues no recuerdo haber comido pez espada con anterioridad.

Una vez comprado, decidí cocinarlo a fuego lento y en cazuelita de barro.

Ingredientes (2 personas):

2 rodajas congeladas de pez espada
1 cebolla
4 ajos
2 tomates medianos
1 vaso de vino blanco seco
½ cucharadita de azúcar
Harina
Aceite
Sal
Perejil

Preparación:

Lo primero que debemos realizar, es la descongelación del pescado, a poder ser, dejándolo descongelarse en la nevera.

Una vez descongelado, lo escurrimos bien y lo salamos.

Lo pasamos por harina, dorándolo en abundante aceite.

Reservamos el pescado en un plato, dejando escurrir su sobrante de aceite.

Ahora en una cazuelita de barro colocamos un generoso chorro de aceite de oliva y la colocamos a fuego medio.

Pelamos y picamos la cebolla en juliana, añadiéndola a la cazuela de barro, salándola.

Pelamos y fileteamos los ajos, añadiéndolos a la cebolla, hasta que esta esté tierna.

Añadimos el vino y le damos unas vueltas a la cebolla, hasta que el vino pierda el alcohol.

Añadimos los tomates, previamente lavados y picados pequeñitos.

Añadimos el azúcar para matar el ácido del tomate.

Dejamos reducirse, hasta que la salsa esté lista.

Rectificamos de sal.

Apagamos el fuego y colocamos sobre la salsa ambas rodajas de pescado.

Tapamos y dejamos reposar unos 10-15 minutos, hasta que se caliente el pescado con la temperatura de la salsa.

Colocamos sobre el pescado una ramita de perejil fresco picado.

Servir calentito.