Cosas de Jorge

lunes, 20 de octubre de 2014

Remolacha con zanahoria y nata


Como el otro día realizando la receta de  “Estofado de ternera con remolacha y habas” me sobro medio bote de remolacha, pues para algo tenía que usarse…

Además también tenía sobrantes unas zanahorias peladitas y cocidas…

Pues pensé que se podría hacer una sencilla y rápida receta, sin complicarme la vida, aunque para otra ocasión, le añadiría unos taquitos de bacón o jamón, para mi paladar, que me gustan sabores fuertes, quedo demasiado suave.

Ingredientes (2 personas):

150 g de remolacha cocida rallada
4 zanahorias peladas y cocidas
250 cl de nata para montar (en cocina siempre uso de montar que vale para cocinar y montar)
Queso rallado parmesano
1 huevo duro
Sal


Preparación:

Este plato sí que no tiene ningún secreto.

En primer lugar preparamos las cazuelitas de barro.

Cortamos las zanahorias en rodajas (yo use una especie de cuchillo que las corta con unas estrías en zig zag, pero no es indispensable).

Sobre las zanahoria con un poco de gracia colocamos la remolacha, dejando espacio en el centro para el huevo duro.

Pelamos y lavamos el huevo duro, lo cortamos por la mitad y colocamos una de sus mitades en el centro de cada cazuelita.

Rociamos con abundante queso rallado y gratinamos hasta que el que se dore antes de servir.