Cosas de Jorge

sábado, 23 de agosto de 2014

Jerusalen



Este es el último de toda esta serie de artículos que he escrito sobre Palestina e Israel, cansado de leer noticias actuales sobre el tema judío-israelí, sin tener un conocimiento claro (que nadie nos cuenta), de sus orígenes.

A los medios de comunicación les interesa vendernos la noticia, desde el punto de vista del director de turno que poseen, pero no les interesa que el pueblo piense, le gusta vendernos la noticia “mascadita” para vendernos la opinión que les interesa que el mundo posea…

Pero mejor dejar mis críticas ácidas, sobre los medios de información (o desinformación) y conozcamos la capital de Israel, junto con una escueta sinopsis de su historia.

Jerusalén es la capital de Israel, está situada en los montes de Judea y posee 125 km2.

La ciudad de Jerusalén es considerada una ciudad sagrada por tres importantes religiones monoteístas; el judaísmo, el cristianismo y el islam.

Aunque el origen hebreo de su nombre no está muy claro, algunos afirman que proviene de las palabras “yeru” y “shalem” que se podría traducir como “casa de paz” (justamente es eso, Jerusalén y toda la zona que la rodea… una casa de paz).

Siendo una de las ciudades más viejas del mundo, con anterioridad al siglo XIII antes de Cristo estaba Jerusalén habitada por los jebuseos, hasta la llegada de las tribus hebreas a Canaán.

Alrededor del año 1.004 antes de Cristo, la tradición nos cuenta que el rey David de Israel y de Judá, conquistó Jerusalén a los Jebuseos, convirtiéndola en capital de su reino unificado, cambiándole el nombre por Ciudad de David.

El hijo del rey David, Salomón, extendió la Ciudad de David (Jerusalén), amplió sus murallas y construyó el Templo de Jerusalén, con idea de guardar en dicho templo el Arca de la Alianza y las Leyes que Yahvé entregó a Moisés en el Monte Sinaí.

En el año 922 antes de Cristo se separa Israel de Judá, pasando a ser Jerusalén la capital de Judá e Israel convierte a Samaria en su capital.

Entre los años 597 y 546 antes de Cristo, los babilonios sometieron al reino de Judá, tomaron y arrasaron Jerusalén, depusieron a su último rey, desterrando a toda la clase dirigente de Babilonia, destruyendo su Templo, en el año 587 antes de Cristo.

El rey persa, Ciro II el Grande, conquista el Imperio babilónico en el año 539 antes de Cristo, permitiendo el regreso de los judíos deportados a la provincia de Judá, regresando estos a Jerusalén y reconstruyendo el Templo.

Alejandro Magno conquista el Imperio persa en el año 332 antes de Cristo.

Después de la muerte de Alejandro Magno, la provincia de Judá paso a formar parte del Imperio seléucida desde el año 312 hasta el año 130 antes de Cristo.

Después pasó a ser gobernada por lo asmoneos.

En el año 64 antes de Cristo, fue conquistada por las tropas romanas de Pompeyo, siendo anexionada a la República romana.

En el año 21 antes de Cristo, Herodes I el Grande, restaura la ciudad y el Templo, del cual aún perdura un importante muro para la religión judía, el Muro de las Lamentaciones.

A partir del año 33 la iglesia cristiana comenzó a desarrollar una creciente importancia.

En el año 49 se desarrolla el Concilio de Jerusalén.

Durante el año 66, una revuelta de los judíos, provoco el asedio y la conquista de la ciudad por parte de Tito, en el año 70, destruyendo nuevamente el Templo de Jerusalén.

Durante los años 132 y 135, de nuevo los judíos iniciaron una nueva revuelta, a causa de que Adriano proyecto reconstruir Jerusalén como una ciudad enteramente romana, dando inicio a la Diáspora judía y pasando a convertir a Judea en la provincia romana Siria Palestina.

Año 326, Constantino I el Grande, ordena levantar la Iglesia del Santo Sepulcro, convirtiéndose esta en uno de los más importantes lugares religiosos del cristianismo.

Año  614, el Imperio sasánida conquista Jerusalén.

En el año 638, la expansión musulmana ocupa la ciudad de Jerusalén y esta es incorporada al Califato Omeya de Damasco, mas tarde pasando a depender del Califato Abasi.

La Cúpula de la Roca, un santuario musulmán, situado en el centro del Monte del Templo, fue construido bajo el mandato del califa Abd al-Malik, durante los años 687 y 691.

La mezquita de Al-Aqsa, otro importante templo musulmán, es terminado en el año 710.

El papa Urbano II, en el año 1.095, impulso en el Concilio de Clemont la Primera Cruzada para recuperar Jerusalén de manos musulmanas.

Godofredo de Bouillón, noble francés, en el año 1.099 conquista Jerusalén, realizando una masacre en la ciudad y crea el Reino de Jerusalén, siendo nombrado su hermano Balduino I el primer soberano del Reino de Jerusalén.

En el año 1.187, el líder de los mamelucos, Saladino, toma de ciudad de Jerusalén.

En el año 1.517, los turcos otomanos toman la ciudad de Jerusalén.

En el año 1.538 el sultán otomano Solimán el Magnífico construyo la muralla que hoy día rodea la Ciudad Vieja.

A partir del año 1.860, son fundados los primeros barrios exteriores a las murallas (Mishkenot Shaananim y Mea Shearim).

En el año 1.917 el ejército británico, desplegado en Egipto, bajo las órdenes del general Edmund Allenby, vencen a los otomanos en la campaña de Sinaí y Palestina.

En el año 1.925, se funda la Universidad Hebrea de Jerusalén, en el Monte Scopus.

22 de julio del año 1.946, a causa de las restricciones británicas del Libro Blanco, el Irgún, bajo el liderazgo de Menájem Beguín, atenta contra el Hotel Rey David, con el resultado de 91 muertos, siendo el peor atentado del Mandato Británico de Palestina.

El 29 de noviembre de 1.947, acuerda la Asamblea General de la ONU la partición del territorio, estableciendo un territorio árabe y otro judío, dejando la ciudad de Jerusalén bajo la administración de las Naciones Unidas, propuesta admitida por la comunidad judía, pero rechazada por los árabes, generando el comienzo de una guerra civil.

A partir de mediados de enero de 1.948, los judíos residentes en Jerusalén son asediados por las tropas árabes.

14 de mayo del año 1.948, David Ben Guirón, en el Museo de Tel Aviv, lee la Declaración de Independencia de Israel, lo cual provoca en inicio de la Guerra árabe-israelí de 1948.

15 de mayo del año 1.948, expira el Mandato Británico de Palestina y en medio de los enfrentamientos, los británicos abandonan Palestina.

28 de mayo del año 1.948, la Legión Árabe ocupa la ciudad, expulsando a los habitantes del Barrio Judío de la Ciudad Vieja.

Se firma el armisticio árabe-israelí de 1.949, estableciendo la Línea Verde.

El 5 de diciembre del año 1.949, David Ben-Gurión, Primer Ministro de Israel proclama a Jerusalén como capital del Estado de Israel.

El 9 de diciembre de 1.949, la ONU reafirma el estatuto internacional de Jerusalén, según la resolución del año 1.947.

En el año 1.950, Abdullah I de Jordania, anexiona Jerusalén Oriental y Cisjordania al resto de su reino, respetando el armisticio firmado tras la Guerra de Independencia de Israel.

Israel conquistó Jerusalén a principios de junio del año 1.967, en la Guerra de los Seis Días, es una ciudad disputada entre israelíes y palestinos, puesto que el Estado de Palestina pretende instalar su capital en el Jerusalén Oriental, donde está la Ciudad Vieja.

Entre el día 10 y 12 de junio del año 1.967, es destruido el Barrio Marroquí de la Ciudad Vieja, para crear una gran explanada junto al Muro de las Lamentaciones, para poder tener espacio para recibir a los peregrinos judíos que se esperaban.

Teddy Kollek, alcalde de Jerusalén, otorgo tres horas a los habitantes del Barrio Marroquí para que se marcharan de sus casas antes de la demolición.

En el año 1.968, el Ministerio israelí del Tesoro, ofreció una indemnización de 200 dinares a las familias que fueron obligadas a abandonar sus casas, indemnización que muchos de ellos no aceptaron.
Israel declara a Jerusalén el 30 de julio del año 1.980, anexionando a Jerusalén Oriental y Jerusalén Occidental, mediante la Ley de Jerusalén del año 1.980 a esta como su capital, única, eterna e indivisible, anexión que la comunidad internacional desaprueba.

Agosto de 1.980, el Consejo de Seguridad de la ONU, aprueba una resolución donde es declarada nula la Ley de Jerusalén aconsejando a sus estados miembros que instalen sus embajadas como medida de castigo en Tel Aviv.

La Unesco, en el año 1.981, declaro a la Ciudad Vieja de Jerusalén, Patrimonio de la Humanidad.

Año 1.995,el Congreso de los Estados Unidos, aprueba una ley que dice que Jerusalén ha de ser reconocida como capital del Estado de Israel y la embajada estadounidense debe estar operativa no mas tarde del 31 de mayo del año 1.999.

Año 2.000, el Primer Ministro Ehud Barak, ofrece una propuesta de paz en los segundos encuentros de Camp David que Yaser Arafat rechaza.

Noviembre del año 2.010, el Departamento de Estado de los Estados Unidos, afirma que el gobierno israelí apoya la libertad religiosa, pero que discrimina a los no judíos y las ramas no ortodoxas del judaísmo.

En el año 2.011 se inaugura el tranvía de Jerusalén.

Para mayor información sobre el tema os remito a mi fuente, la Wikipedia en su artículo “Jerusalen”.